La huelga magisterial , movadef y sendero

Por Fredy León

En tiempos de crisis y cierta efervescencia política, cuando el estómago aprieta, el descontento crece y el ruido de la calle amenaza con desbordar la apacible tranquilidad que reina en palacio de gobierno, se ha convertido en un lugar común ver a los principales voceros de la derecha revivir fantasmas del pasado y recurrir a miedos ficticios con la finalidad de descalificar la protesta social y justificar el uso de las fuerzas represivas para acallar, a punta de golpes, el descontento popular que se expresa masivamente en las calles.

Para la derecha y sus escribas, las huelgas y manifestaciones callejeras responden, por lo general, a la acción de supuestos agitadores infiltrados en las organizaciones sociales, que de la noche a la mañana aparecen con un poder increíble para inventar conflictos, manipular las conciencias de la gente y llenar las calles y plazas de manifestantes.

Con esa actitud, la derecha lo único que demuestra es que sigue siendo bruta, achorada y falto de ingenio. La derecha nunca se ha preocupado de hacer vida política real; es decir, nunca han tenido presencia orgánica dentro de los movimientos sociales, y por lo tanto es natural que desconozcan la dinámica interna de los sindicatos. El último importante dirigente sindical que tuvo la derecha, fue el aprista Luis Cruzado, y de eso hace ya más de 4 décadas.

Para la derecha, la noción de política se reduce a participar en elecciones, hegemonizar el control de los aparatos orgánicos del estado y vivir del presupuesto nacional. Su visión de la política es elitista y su lectura de los conflictos sociales no va mas allá de un reduccionismo simplón que busca explicar los conflictos sociales como producto de la manipulación y acción de agitadores e infiltrados.

Y eso es lo que estamos viendo en el caso de la prolongada huelga magisterial. El gobierno, en vez de buscar el diálogo, proponer soluciones y trabajar para construir un nuevo consenso social en torno a la problemática educativa del país, ha recurrido a la vieja manía de primero, descalificar la protesta de los profesores recurriendo estúpidamente a tildarlos de terroristas y ser un movimiento dirigido por movadef, para luego, reprimirlos violentamente.

Nada nuevo en la conducta de la derecha. El país real le queda demasiado grande.

Mas política, menos maccartismo

Luego de casi 20 años de la detención de Abimael Guzmán habría que ser un neófito o un charlatán con demasiadas limitaciones intelectuales como para salir a reivindicar el denominado “pensamiento Gonzalo”. Si aceptamos la tesis filosófica de Mao que “la práctica es el único criterio de la verdad”, entonces, toda aquella persona que tenga un mínimo de racionalidad política, llegará a la irrebatible conclusión de que la realidad ha derrotado, sin ningún tipo de contemplación, el llamado pensamiento Gonzalo.

Ninguna de las ideas luminosas elaboradas por Gonzalo han demostrado su validez en la práctica ni han sobrevivido la prueba del tiempo. El alucinante proyecto senderista, construido en medio de un abominable charco de sangre, ha terminado en un fracaso total, una debacle absoluta y una derrota sin atenuantes, hasta el extremo que del proyecto original de SL no queda nada; solo el recuerdo de sus actos vesánicos y el dolor por las víctimas ocasionadas por el terrorismo ciego con el cual pretendieron incendiar la pradera y controlar la sociedad.

La sola existencia de esa ecléctica organización denominada movadef es la mejor e irrefutable prueba de la debacle del llamado pensamiento Gonzalo. Movadef existe únicamente para, llegado el momento, enterrar los restos de Abimael y mantener en el recuerdo la imagen de su fundador y guía.

Sendero Luminoso surgió para tomar el poder mediante la guerra popular. Abimael creía ser el iniciador de una nueva y luminosa época; Movadef es el sepulturero de esas aberrantes ilusiones.

¿O es que alguien cree realmente que Alfredo Crespo y Manuel Fajardo van a irse al monte para retomar el camino de la guerra popular, defendido en su tiempo por Abimael Guzmán, como la única forma para tomar el poder?

¿Cuál es la propuesta principal de movadef? Amnistía general y reconciliación nacional. Movadef quiere la libertad de Abimael, Fujimori y Montesinos. Y esa propuesta, tal como ha quedado demostrado, no tiene acogida en la sociedad peruana.

Si Sendero Luminoso tenía ínfulas de grandeza, los objetivos de movadef son mas modestos, a lo mucho solo sirven como tontos útiles para ser utilizados dócilmente por la derecha como el pretexto ideal para criminalizar la protesta de los maestros.

Movadef no representa ningún peligro para la sociedad peruana. Es una pequeña organización que aglutina a los últimos fieles seguidores de Abimael, quizás algún nostálgico de los tiempos cuando volaban torres eléctricas, hacían estallar coches bombas y asesinaban a dirigentes populares acusados de ser “soplones”, y  tal vez, algún que otro iluso que cree que van a conseguir la libertad de Abimael Guzmán.

La presencia del movadef en el movimiento popular es más mediática que real. Su participación en la huelga magisterial es marginal y obedece a una coyuntura particular de crisis agónica del Sutep. De ahí que su preocupación, no es tanto buscar una solución a la huelga magisterial, sino intentar utilizar ese espacio para posicionarse en la disputa que se avecina por ocupar el vacío dejado por Patria Roja.

Movadef no tiene ninguna propuesta viable ni para el magisterio peruano ni para el conjunto de la sociedad. Su principal consigna de “Amnistía general y reconciliación nacional” lo acerca más al fujimontesinismo y lo alejan de las aspiraciones mayoritarias que existen en el movimiento popular.

Si la crisis del Sutep se busca superar mediante una radical renovación de la práctica sindical, lo indicado sería elegir a sus nuevos dirigentes mediante el voto universal de los afiliados al sindicato. En ese proceso, el movadef no tiene nada que hacer. Pero si se imponen los viejos criterios burocráticos, es posible que movadef pueda obtener algunas cuotas de poder al interior del viejo sindicalismo.

Combatir al movadef no es un problema policial. Su presencia marginal en la sociedad es un tema político. Por principio, no estamos de acuerdo con reprimir a una persona por sus ideas. Es posible que algunos “movadefistas” tengan la nostalgia de volver a intentar incendiar la pradera; pero una cosa es cierta, ellos no tienen la capacidad para volver a repetir el viejo sendero de sangre transitado por Abimael.

El gobierno se equivoca si pretende priorizar la acción represiva para combatir a movadef , con ese criterio reducido lo que hace es victimizarlos, presentarlos como si fuera una organización de alcance nacional y una amenaza para la sociedad. Tras de esa política, lo que el gobierno esconde es su verdadera intención de utilizar el pretexto de la presencia del movadef en algunos sectores sociales, para reprimir toda tipo de protesta social y presentar al movimiento popular como si fuera parte de la vieja organización terrorista.

Lo que la izquierda tiene que hacer, como siempre lo hemos practicado, es llevar al movadef al plano de deslinde político, obligarlos a que entren al debate de ideas y expongan con claridad sus propuestas.

En el campo de las ideas, el movadef no tiene una sola propuesta que responda a los intereses del movimiento popular.

El movadef sigue atrapado en su dogmatismo ramplón, es un engendro caricaturesco producto de la derrota estratégica de Sendero Luminoso, esa organización terrorista que con arrogancia supina pregonaba “Ha concluido nuestra labor con manos desarmadas, se inicia hoy nuestra palabra armada. Nosotros debemos cumplir y cumpliremos, somos los iniciadores.”

 

 

Anuncios

Acerca de Wirataka

"Nada de lo que es humano me es ajeno." Federico Engels
Minientrada | Esta entrada fue publicada en Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La huelga magisterial , movadef y sendero

  1. Muy buen artículo Fredy, felicitaciones, te falto solamente señalar, la traición de Guzmán a sus propios seguidores, cuando en prisión, se rinde ante Montesinos, hoy esto está probado!. Luego la pobreza mental de sus propuestas políticas. Saludos E.P.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s