El mito de las facultades legislativas

2016-07-28-13-26-03-88545000

Por Fredy León

 

Se ha generado un debate sobre si la mayoría fujimontesinista que controla el Congreso debería otorgarle facultades legislativas al nuevo gobierno de PPK.

 

Se ha convertido en casi toda una tradición que los gobiernos, al inicio de su mandato, recurran a esta figura legal para iniciar su gestión gubernamental, y todo, con el argumento de que desean legislar para priorizar los sectores que supuestamente requieren atención inmediata.

 

No debería ser así. El pedido de facultades legislativas no es necesariamente el mejor mecanismo para gobernar. Además, el país no vive situaciones de emergencia. Hay problemas graves -como la violencia y la corrupción- que requieren soluciones de fondo y no solo medidas efectistas y coyunturales.

 

El nuevo gobierno, para que realmente sea nuevo, necesita fortalecer la institucionalidad democrática y, desde su origen, necesita mantener una actitud transparente en el manejo de la cosa pública. Ha quedado demostrado, por experiencias vistas, que pedir facultades legislativas ha servido más para pagar favores recibidos durante las campañas electorales que para aprobar leyes que encaminen la nueva gestión gubernamental.

 

Lo que PPK debería hacer es acabar con la improvisación y la superposición de poderes. PPK debería presentar un paquete de leyes con carácter de urgencia para que el Congreso discuta y apruebe. Necesitamos conocer cual es el rumbo que seguirá el gobierno en los próximos 5 años.

 

Esto obligaría a la mayoría fujimontesinista a sincerar su actitud ante el nuevo gobierno y definir su posición frente al nuevo gobierno.

 

Conocido es que Fuerza Popular no tiene una agenda parlamentaria definida, pero no olvidemos que por lo menos en el plano programático mantiene coincidencias sustanciales con el plan de gobierno de PPK. No les debería ser difícil ponerse de acuerdo en una agenda legislativa común.

 

La peculiaridad del nuevo periodo político que se inicia, un gobierno sin mayoría parlamentaria y un congreso controlado por el fujimontesinismo, va plantear nuevos retos para garantizar la gobernabilidad del país. El más grande, cómo fortalecer la institucionalidad democrática para llegar al bicentenario con un país que finalmente aprendió a encauzar de manera democrática la solución de sus conflictos políticos.

 

Y eso se logra si conseguimos ampliar el horizonte político del gobierno y empezamos a gobernar con la mirada puesta en las próximas generaciones y logramos sentar las bases sólidas para construir una patria para todos.

Anuncios

Acerca de Wirataka

"Nada de lo que es humano me es ajeno." Federico Engels
Minientrada | Esta entrada fue publicada en Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s